La Videncia

El paganismo y sus creencias

Te invitamos a descubrir qué es el paganismo y sus creeencias, para que aprendas sobre este modo de vida y de concebir la religión, a Dios y al rol del ser humano en el Universo. Pagano significa literalmente “Hombre sin dios ni religión”, pero esta denominación fue puesta por los cristianos, quienes consideran a los paganos como herejes que no reconocen a su Dios, a su religión y a sus escrituras. Como podemos ver, esta definición es demasiado acotada y severa. Sin embargo, el paganismo es una fascinante forma de encarar la vida, ¿estás listo para emprender el viaje?

Qué significa ser pagano

El pagano es una persona que está, ya sea en medio de la búsqueda, como ya estacionado en el camino, de las religiones que se manifiestan mediante la adoración a deidades, símbolos o varios dioses. Pueden llegar a ver a Dios en la naturaleza o como una entidad sin características de persona, que oficie de equilibrio universal, para que todo funcione a la perfección, como un reloj y para que todo ser humano tenga lo que merece.

De forma habitual, se considera al pagano como alguien que no sigue una religión tradicional, las cuales son el cristianismo, el judaísmo y el islam, sino que procura encontrar una en la que pueda creer en varios dioses, lo cual representa una de las características más notorias del paganismo: el politeísmo, o la creencia en varios dioses.

Por último, un pagano es una persona que adora las religiones antiguas, a las cuales trae nuevamente a nuestros días y les devuelve la vigencia.

Creencias Paganas

Dado que el paganismo es una forma distinta de ser religioso, también se tienen creencias que son muy distintas de las tradicionales. Descúbrelas a continuación y deléitate con lo que estas personas creen:

  • Luces malas: también conocidas como el “farol del diablo”, las luces malas son destellos o una luz intensa, según el día y la época del año que, como una ráfaga azota los campos y colinas del Hombre de campo. Salir en expedición a verlas se trata de una experiencia fascinante que se ha instalado en la campaña con el fin de romper con la monotonía del apacible hombre de campo, quien tiene pocas tareas aparte de las que su estancia le tiene destinadas.

 

  • La pata de conejo: originalmente concebida como símbolo de buena suerte a través de una pata de liebre, esta tradición surge en Europa, donde las mujeres que estaban amamantando se colocaban a este hermoso animal en su regazo para que les brindara su calor. A cambio de ello, las dejaban tomar algo de su leche. Pasó el tiempo y comenzó la caza de brujas, momento en que la liebre también fue perseguida por considerarse que las brujas se tranformaban en liebres para fugarse de la hoguera que las aguardaba.

Estas son apenas una muestra de la enriquecida cultura del paganismo, una cultura religiosa independiente capaz de traer al presente creencias de antaño y de siempre. Su objetivo es brindar una vida basada en las raíces de lo tradicional y en la frescura de lo contemporáneo.

 

Artículos relacionados